por Horacio Rovelli

El Gobierno de Cambiemos defiende la mitología liberal de la independencia del Banco Central con respecto a la política económica, olvidándose que la institución monetaria es el Agente Asesor Financiero del Estado Nacional, esa es la razón por la que, el gobierno mediante el Mensaje 68/2019 propone lo siguiente:

  • Eliminar el Art. 3ero de la Ley 24.144 de Carta Orgánica del BCRA que sostiene: “El banco tiene por finalidad promover, en la medida de sus facultades y en el marco de las políticas establecidas por el gobierno nacional, la estabilidad monetaria, la estabilidad financiera, el empleo y el desarrollo económico con equidad social”.  Y en cambio el nuevo Art. 3ero propuesto es:“El Banco tiene por objetivo desempeñar sus funciones con la misión primaria y fundamental de preservar la estabilidad de precios”. Por lo que la misión principal del BCRA es solo controlar la suba de los precios, porque suponen que la inflación es por el aumento de los medios de pago, si esto fuera así desde octubre de 2018 hasta la fecha vienen aplicando el plan de emisión 0 (cero) al no emitir (aumentando la Base Monetaria) y, sin embargo, los precios tienen una escala crecientemente ascendente.
  •  Es la condición de asesor financiero del Estado Nacional que el BCRA debe apuntalar las cuentas públicas financiando los ingresos cuando se produce un desajuste en sus cuentas, hecho que pasa en la amplia mayoría de los países del mundo, desde los EEUU hasta Italia, Francia, Inglaterra, Corea del Sur,  Australia o Brasil.  En la Argentina está regulada por el Art. 20 de la Ley 24.144 de C.O. del BCRA que establece las condiciones en que el BCRA financia al Estado nacional.

 

Art. 20º:  El banco podrá hacer adelantos transitorios al Gobierno nacional hasta una cantidad equivalente al doce por ciento (12%) de la base monetaria, constituida por la circulación monetaria más los depósitos a la vista de las entidades financieras en el Banco Central de la República Argentina, en cuentas corrientes o en cuentas especiales. Podrá, además, otorgar adelantos hasta una cantidad que no supere el diez por ciento (10%) de los recursos en efectivo que el Gobierno nacional haya obtenido en los últimos doce (12) meses. Los adelantos a que se refiere el párrafo anterior deberán ser reembolsados dentro de los doce (12) meses de efectuados. Si cualquiera de estos adelantos quedase impago después de vencido aquel plazo, no podrá volver a usarse esta facultad hasta que las cantidades adeudadas hayan sido reintegradas. Con carácter de excepcional y si la situación o las perspectivas de la economía nacional o internacional así lo justificara, podrán otorgarse adelantos transitorios por una suma adicional equivalente a, como máximo, el diez por ciento (10%) de los recursos en efectivo que el Gobierno nacional haya obtenido en los últimos doce (12) meses. Esta facultad excepcional podrá ejercerse durante un plazo máximo de dieciocho (18) meses. Cumplido ese plazo el Banco Central de la República Argentina no podrá otorgar al Gobierno nacional adelantos que incrementen este último concepto. Los adelantos a que se refiere el párrafo anterior deberán ser reembolsados dentro de los dieciocho (18) meses de efectuados. Si estos adelantos quedaran impagos después de vencido aquel plazo, no podrá volver a emplearse esta facultad hasta que las cantidades adeudadas por este concepto hayan sido reintegradas.

Tomando los datos de la actualidad observamos que no solamente se hace uso de la facultad, sino que incluso se ha tomado el período de excepcionalidad y se agrega al 12% de la Base Monetaria y al 10% de la recaudación de los recursos en efectivo que el Gobierno nacional haya obtenido en los últimos doce (12) meses previos al desembolso del BCRA, otro 10% de dichos recursos.

En efecto,dado que los Adelantos al Tesoro suman al martes 1de abril de 2019 (Balance del BCRA) $ 502.730 millones, y la Base Monetaria a esa fecha asciende a $ 1.362.163 millones, observamos que:

  1.  El 12% de la Base Monetaria ($ 1.362.163 millones) es de $ 163.460 millones
  2. Y el 20% de la recaudación tributaria que recibe la Nación, una vez detraído la coparticipación a las provincias y otros no presupuestarios[1]($ 2.194.594,2 millones) es a la fecha de $ 438.818 millones

 

Por lo tanto, el monto máximo total que el BCRA le puede prestar al Estado nacional es: (a) + (b) = $ 602.278 millones

Suma que supera ajustadamente a lo efectivamente transferido por el Art. 20 de la Ley 24.144, en “Adelantos Transitorios al Gobierno Nacional”, de $ 502.730 millones al lunes 1 de abril de 2019.

Lo que pretende con el Mensaje 68/2019 del Gobierno de Cambiemos es eliminar el Art. 20 de la ley 24.144 y que de esa manera no pueda financiar más el BCRA al Tesoro de la Nación.

  • Aparentemente para mejorar la superintendencia de bancos y la política monetaria de la autoridad monetaria, cambia la        estructura de toma de decisiones del BCRA que quedaría determinada principalmente por tres (3) órganos colegiados: Un Directorio, como órgano de gobierno y gestión ejecutiva; un Comité de Política Monetaria, como órgano especializado en el tema; y un Consejo de Supervisión Institucional, como órgano de supervisión con la función primordial de auditoría y control.

 

En síntesis:

En realidad y básicamente, la propuesta del Mensaje 68/2019 lo que hace es limitar a la próxima administración, dado que el gobierno de Cambiemos lo que pretende este año y, lo dijo el Ministro Nicolás Dujovne, es vender desde este mes de abril hasta las elecciones unos U$S 9.400 millones de dólares en subasta pública que,  o bien son créditos tomados por el Tesoro de la Nación del FMI y/o colocar un Bono intransferible del Tesoro por determinada cantidad de dólares y venderlos al mercado en subasta.

Esto es, el Estado Nacional se endeuda en DEG[2]con el FMI  para cubrir el déficit fiscal (fruto de la disminución de los ingresos y por el incremento de los intereses de la deuda) y, vende directamente dólares por pesos, con lo que se transfieren pesos de los compradores de dólares al Estado, por un lado, y por el otro, garantiza que al no intervenir el BCRA, esos dólares no generan base monetaria, con lo que controla la creación de oferta monetaria y posibilita que las tasas de interés local sean mayor que la depreciación cambiaria, siempre y cuando no se produzca una corrida de los depósitos en los bancos a dólares por desconfianza en la actual administración.

Financieramente no tendrá efecto monetario, pero queda la deuda para todos los argentinos, mientras que hay una minoría que los compra y los fuga como pasó con los 14.297 millones de dólares que vendió en los tres meses que estuvo como Presidente del BCRA, Luis “Toto” Caputo y, el dólar sin embargo, continuó su marcha de $ 28,43 a $ 38,17.-  Acciones del BCRA conducido por Caputo que le hicieron decir a la “Directora Gerente del FMI, Christine Lagarde: “Claridad, transparencia, información adecuada y debida para los operadores del mercado y una mejor comunicación”.

[1]Fondo Solidario de Redistribución, Recargo al Consumo de Gas, de Combustibles y por Facilidades de Pago pendientes de distribución y gastos AFIP

[2]DEG Derechos Especiales de Giro que es la canasta de divisas en que se referencia el FMI