Por Rosana Herrera

 La militancia del campo nacional y popular en nuestra provincia es realmente muy activa, muy numerosa y está muy atomizada. Coexistimos muchas agrupaciones, colectivos, partidos y militantes solitarios que aún no terminamos de confluir en una organización única, plural, que represente una alternativa válida a los vicios de la vieja política comarcana. Y que le ofrezca una idea de horizonte a una población abrumada por las dificultades con las que se enfrenta en una provincia empobrecida e históricamente mal gestionada por la clase política, en su mayoría, muy desacreditada. Y que muchas veces pareciera estar anestesiada como para darse cuenta de las demandas de la comunidad.

En este contexto y en pleno ASPO parimos al Grupo ACONQUIJA (GA) con el objeto de construir un espacio común de encuentro que genere ideas superadoras, que formule programas de formación política y que en definitiva elabore proyectos para aportar al nuevo tiempo, que sin dudas, va a comenzar en la postpandemia. En muy pocos meses el GA realizó una variada oferta de actividades virtuales del orden cultural, político, económico, sanitario que nos acercaron a varios otros espacios que se van sumando a los fundantes: El Manifiesto Argentino, El Movimiento Nacional Alfonsinista, el Partido Solidario, el Partido Para la Victoria, Kolina y el partido provincial Unión y Progreso Social. El balance es muy positivo dada la corta edad del GA, del entorno epidemiológico tan adverso y sobre todo si tenemos en cuenta lo que expresábamos en el primer párrafo.

En la actualidad estamos frente a un nuevo y gran desafío: la organización del 17 de octubre conjuntamente  con numerosas agrupaciones sociales y políticas tanto locales como regionales y con varias otras con representatividad nacional.

Entre muchas citamos a: El Peronismo Auténtico, Sindicato de Amas de Casa, La Cámpora, Ateneo 27 de Octubre, Comisión Salud Tucumán del Instituto PATRIA, Frente Grande, Revista Digital Sin Miga, Universik, CGT Tucumán, Fundación Memoria e Identidades, SiTraJu, La Revolución de las Viejas, La Cámpora, Unidad Ciudadana, La 26 de Julio, Talleres Ferroviarios Tafí Viejo, Pensamiento Nacional-Proyecto Nacional Inclusivo, Nuevo Encuentro, Tucumán Peroncha, Los Irrompibles, Causa Nacional, La Gloriosa Usina de Pensamiento, Nuevo Encuentro, El Yunke Nacional, Popular y Feminista, Compañeras Fieles a Cristina (CFK), etc. Más dirigentes del interior de la provincia y de provincias vecinas como Salta, Catamarca, Jujuy y Santiago del Estero. Realmente una grata sorpresa nos depararon estos meses de la preparación del evento, ya que estuvimos conviviendo no sólo con compañeros peronistas sino con referentes del alfonsinismo, del desarrollismo y de personalidades del arte y de la cultura local con quienes se tendieron lazos afectivos y proyectos a futuro.

Debo confesar que nos agrandamos los tucumanos porque pretendemos que por estos pagos el sábado se alargue y el festejo dure todo el día. A esos efectos hemos programado una serie de actividades para desarrollar en la previa a las que está coordinando la Nación. Las nuestras representan una vuelta más de tuerca a la imaginación para lograr superar la abstinencia que nos significa la imposibilidad de “pisar las calles nuevamente”, como diría Pablo Milanés y en nombre de nuestra convicción de que la Patria es realmente el Otro. Y que es por el Otro por el que debemos cuidarnos y que es a ese Otro al que debemos cuidar y por lo tanto no marchar como soñamos pero sí estar presentes y juntos en una fecha bisagra para la historia  de la democracia argentina.

El 17 de octubre es un emblema de la lealtad de un pueblo trabajador a su líder y es justamente el 75 aniversario el que nos encuentra amordazados y trasladando las sonrisas a los ojos. Y el que para  respetar el escenario catastrófico mundial, nos exige resignar abrazos, cantos y largas caminatas.  Nos exige acostumbrarnos a no sentir el aliento del compañero que marcha a nuestro lado y nos lleva a denominar la jornada GRAN RUIDAZO NACIONAL Y POPULAR POR LA LEALTAD Y POR LA UNIDAD.

Queremos que la marcha peronista y nuestras consignas se escuchen a lo largo y a lo ancho del NOA, sincronizada y simultáneamente, que esté en todas las plazas, en todos los balcones, en las ventanas y en las veredas ensordeciendo y espantando las tristezas y que al final nos deje las ganas intactas y el entusiasmo listo para seguir participando de los 75octubres.ar con todos los argentinos que sentimos que este debe ser un día memorable. Nos vemos ahí.

¡HASTA LA VICTORIA SIEMPRE!