Ante la gravedad y vértigo del conjunto de hechos que ensombrecen nuestra vida social e institucional, El Manifiesto Argentino sostiene que:

  1. Las políticas del gobierno macrista-radical, que cada vez más afectan individual y colectivamente al pueblo argentino, se amparan en un perverso sistema de incomunicación, desmoralización y desmovilización de quienes nos oponemos a las medidas ultraconservadoras y reaccionarias que el poder corporativo ha instalado, y que, desde una visión individualista y antisolidaria, proyecta la miseria planificada de por lo menos 15 millones de compatriotas.
  2. Por otro lado, a dos meses de la desaparición forzada de Santiago Maldonado, y a pesar del reclamo nacional y mundial, y de que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) dictó una cautelar instando al Estado Argentino a arbitrar todos sus medios para buscarlo y encontrarlo, el gobierno sigue negando su obvia responsabilidad pues es archievidente que la Gendarmería estuvo y está involucrada. El libreto negacionista oficial se dedica, por el contrario, a descalificar y estigmatizar a Santiago, a sus familiares y en especial al Pueblo Mapuche, al que deshumanizan y convierten en nuevo sujeto peligroso y tratan como enemigo interno cuya sola existencia justificaría represión. De ese modo se oculta el verdadero peligro nacional que es el acaparamiento de tierras, ahora en la Patagonia pero como sucede en todo el territorio argentino. La cuestión nunca resuelta de la tenencia de la tierra, el escándalo del latifundio y la extranjerización creciente son parte del saqueo de nuestros recursos naturales.
  3. c) El cuadro se completa con la revocación en Jujuy de la prisión domiciliaria de Milagro Sala, a pedido del fiscal Diego Cussal (conocido militante radical y yerno de la presidenta del Superior Tribunal de Justicia de esa provincia) para devolverla a la cárcel, a pesar de que la CIDH dictaminó que corre peligro su integridad física. El gobernador jujeño viola una vez más el estado de derecho para castigar a Milagro Sala por preguntar dónde está Santiago Maldonado y por solidarizarse con los trabajadores del Ingenio Ledesma, quienes fueron brutalmente reprimidos días atrás. Con lo que también se oculta el problema de concentración feudal de la tierra y sus recursos.
  4. d) El blindaje mediático que reiteran los medios concentrados de desinformación social protege, distorsiona y oculta todas las medidas antipopulares del gobierno, lanzado ya a prácticas de censura inauditas. Han instalado un sistemático cepo comunicativo, iniciado con el despido del periodista Roberto Navarro del canal C5N, la venta aparentemente forzada de dicho Canal a un grupo económico cercano al Presidente, y el hostigamiento al diario Página 12 y a su principal accionista, todos claros ejemplos de persecución a la libertad de expresión. De hecho, los decretos presidenciales cancelando arbitrariamente la Ley de Servicios de Comunicación Social han provocado más de 4.500 trabajadores de prensa despedidos, suspendidos o precarizados, así como el cierre, desfinanciamiento y/o achicamiento de los medios alternativos que a lo largo y ancho del país venían sosteniendo una comunicación democrática.

Por todo lo anterior, El Manifiesto Argentino denuncia que el autoritarismo es ya una fuerte tendencia de la Política de Estado, a la que apela el Gobierno para disciplinar a quienes no aceptan la nueva etapa de ajustes que Cambiemos espera convalidar por vía del voto popular en las próximas elecciones. El poder, hoy, busca dominar a la sociedad mediante el miedo: a la perdida de trabajo, a la represión y a la violencia.

En consecuencia, El Manifiesto Argentino llama al pueblo a acompañar, en todo el país, aquellas expresiones que se oponen real y verdaderamente a las políticas del Gobierno Nacional y del partido Cambiemos. Es imperativo que el 22 de octubre más del 60% de quienes habitamos la Argentina rechacemos el ajuste, el achicamiento de la democracia, la censura y la represión, que solo benefician a menos del 1% que hoy detenta el poder.

El Manifiesto Argentino repudia la creación y sostenimiento de la llamada “grieta”, que en esencia no es más que una estrategia para dividir y dominar, y en cambio convoca a la más amplia Confluencia Nacional y Popular para un país más justo, igualitario y democrático, sustentado en la soberanía participativa de nuestro pueblo.

En la República Argentina, 7 de Octubre de 2017.

 

Junta Ejecutiva Nacional de El Manifiesto Argentino: Mempo Giardinelli (Chaco), Alejandro Mosquera (PBA), Pedro Peretti (Rosario), Emilce Moler (CABA), Carlos D. Resio (Misiones), Graciela Bialet (Córdoba), Fernando Basso (CABA), Rosana Herrera Fargas (Tucumán), Julio Rudman (Mendoza).

 

Junta Fundadora: Roberto “Tito” Cossa, Emilce Moler, Fortunato Mallimaci, Alejandro Mosquera, Noé Jitrik, Adrián Paenza, Tununa Mercado, Mempo Giardinelli, Luis Borda, Andrés Avellaneda, Fernando Basso, Arnaud Iribarne, Carlos Bosch, Julio Rudman, Carlos D. Resio, Natalia Porta López, Atilio Fanti, Pedro Peretti, Mónica Ambort, Graciela Bialet, Juan Pablo Verguilla, Miguel Russo, Graciela Falbo, Jorge Felippa.