La Corriente: Protagonizar la transformación

El sábado 31 de noviembre con la presencia dirigentes de toda la provincia se fundó La Corriente por la unidad del Sur. Delegaciones de Proyecto Sur, el Manifiesto Argentino, Compromiso Federal, las agrupaciones ANCLA, Comunidad Organizada, Compromiso y Participación, Revolución Peronista, entre otras decidieron confluir en un proceso de unidad. Y así crear un canal para expresar a miles y miles de compatriotas que resistieron las políticas neoliberales y que apoyaron y son parte del Frente de Todos.

En el documento fundacional que se votó en el encuentro sostienen: “Convencidos de la necesidad de este aporte a la etapa que se abre en el país, a la esperanza que está en marcha, es que invitamos a los colectivos políticos, a las diversas militancias populares, a las personas que con militancia o no, comparten este ideario, a construir juntos esta unidad, y converger el próximo marzo en un Congreso nacional para expandir y profundizar esta construcción que ya comenzó y necesita del aporte de todxs, para generar los necesarios criterios organizativos que la etapa requiere y la unidad en la diversidad reclama.

Desde esta Corriente aportaremos a la tarea histórica que demanda unidad y diversidad, que exige rechazar todas las formas de discurso único y así construir más democracia y mejor democracia, más igualdad y equidad para un país donde los números de la economía cierren pensando en la gente, en el pueblo trabajador y no en los intereses de sectores privilegiados.”

Encabezados por Pino Solanas, Mariano Pinedo, AlejandroMosquera, Lolo Gómez, Inés Iglesias, Ernesto Gaidolfi, Miguel Molina, FlorenciaValdez , Pablo Luna, Luis María Iroulart, Juan Pablo Cáceres, Boris Casanova , Mónica Sequeira, Daniela Alejandra Aranda, Alfredo Giorno, Mara Villalba, Mónica Mendoza, Jorge Veliz, Mónica Acuña se concretó el primer paso en la construcción de una confluencia en un sector importante del Frente de Todos. Igualdad, Unidad y diversidad, democracia participativa, arraigo, sur-americanismo, defensa de la tierra, el clima y los recursos naturales, soberanía nacional son las partes claves de un Ideario de una fuerza que se propone a ser protagonista del Frente y del futuro.

La gestación de La Corrientes es parte del escenario que se va completando después del triunfo del 27 de octubre, y del proceso de construcción de los actores políticos de la etapa que se inicia. Muchos en el Frente sostienen que es necesaria que este sector político tenga mas presencia, una voz mas potente en los desafíos que están por delante.

Con un documento que analiza la situación regional, los momentos de resistencia a las políticas de Cambiemos y neoliberales y de gestación del reclamo de unidad y que derivó en el Frente de todos, comenzó un debate que recorrió los principales temas.

Con alegría, pero sin triunfalismos la Corriente señala: “Se trata no sólo de la derrota electoral de la aventura macrista como uno de los ciclos del neoliberalismo en el país, sino de superar ese modelo de país injusto para el cual ellos suponen que sobran millones de argentinos. Sabemos muy bien que se trata de derrotar el proyecto de esa élite del 1% para forjar el país digno del 99%.”

Y analizaron que el desafío del país y del nuevo gobierno se instala en el marco de una convulsión en la región: “Nuestra América vive un momento de puja entre el proyecto emancipador y democrático y el proyecto de las viejas y nuevas elites del poder económico y cultural concentrado. El reclamo y las demandas sociales de nuestros pueblos son contestados en muchos casos con violencia autoritaria, represión, censura, persecución. Y tratan de desgastar y demoler las experiencias nacional populares en el gobierno.”

“Es una estrategia regional con respaldo del Departamento de Estado de EE. UU. para frenar los procesos de mayor autonomía de los países y evitar que una nueva ola de gobiernos progresistas se instale en la región…”

En el debate se puso el acento en la próxima reunión del TIAR en Colombia con el propósito después del golpe fascista en Bolivia de activar el tratado militarista, para agredir militarmente a Venezuela, y que la invasión producirá el martirio del pueblo de Bolívar, sino la crueldad y desestabilización de toda la región.

A la vez se analizó que el triunfo de Alberto y Cristina es parte de las formas diversas y plurales que toman los pueblos para enfrentar las políticas neoliberales, los golpismos y la represión. Es parte del mismo proceso donde se levantan millones en Chile, en Bolivia, en Ecuador, en Colombia, es parte de los reclamos por la libertad de Lula. 

“El gobierno democrático y popular tendrá la misión de reparar tanto daño, y a la vez comenzar a construir un país mas igualitario, mas justo, mas democrático. Y ello necesita de un acuerdo mayoritario de los argentinos, de la producción, del trabajo, de la ciencia, de la cultura. Una confluencia para conseguir la fuerza y el consenso necesario para transformar la patria.”

Una Corriente para protagonizar la transformación

Los partidos, los movimientos, las agrupaciones concurrentes decidieron forma una instrumento unitario y abierto a la integración de las miles de flores, colectivos y militancias que comparte su ideario. Sostuvieron que es necesario para defender al gobierno de Alberto y Cristina, de Axel y Verónica, la mayor organización popular, la mayor inteligencia, la mayor unidad.

“Somos millones los compatriotas que desde una concepción nacional, popular, democrática, feminista, igualitaria y latinoamericanista aportamos al triunfo del Frente de Todos, y queremos cooperar en la reconstrucción del país. Para ser mejores, para aportar con más inteligencia, más fuerza, más diversidad al Frente es que nos unimos. Y comenzamos a recorrer un desafío juntos, donde cada identidad, cada militancia, cada opción popular son necesarias e irremplazables.”

Los dirigentes sostuvieron en el debate: “El poder real, las derechas, ofrecen una gobernabilidad basada en aceptar su programa que tantos dolores ha traído al pueblo argentino. Nuestra Nación, nuestro pueblo, la destrucción de la industria y pymes, el desempleo, la inflación, la pobreza y el hambre, la catástrofe que han dejado necesita un acuerdo social, político y económico para garantizar mas igualdad, mas trabajo, mas educación, mas democracia no para garantizar las ganancias del capital financiero”

La Corriente decidió invitar a partidos y movimiento afines a trabajar en común, y convocar en conjunto a un Congreso de la Unidad en marzo próximo. A organizarse en cada distrito, a cuidar la unidad y protagonizar la transformación.

Un Ideario y una estrategia de transformación 

¿Es posible levantar las banderas históricas del movimiento nacional y popular junta a las nuevas demandas sociales sin perjudicar la unidad? 

La unidad se lesiona cuando se transforma en un discurso uniforme, donde el movimiento pierde riqueza y diversidad.  El Frente de todos recogió con sabiduría diversos sectores políticos y sociales. Cada uno de su perspectiva y política agrega a la concepción común.  Esa riqueza y diversidad es su riqueza. Por eso es necesario que crezca la voz, el aporte, la acción de quienes abrevamos en una concepción transformadora, de mas igualdad, mas y mejor democracia, de una sociedad que se construya libre y con soberanía popular.

Cuidar la unidad, fortalecer la organización popular, un movimiento creciendo en su debate y politización, atender a las nuevas demandas sociales, construir un instrumento de participación abierto y flexible, seguir la batalla cultural y construir un ideario común de nuestro pueblo, son las coordenadas estratégicas que se plantea La Corriente.

Argentina necesita un pacto social y político para salir de la catástrofe que nos deja el Macrismo, para atender la urgencia popular y encender la economía. También requiere un bloque social, cultural, económico que construya el país que deseamos. Pensar y repensar el país y las grandes transformaciones que necesita. Tenemos que defender la democracia antes tantas acechanzas y que para ello es necesario transformarla, logrando formas institucionales de participación popular menos delegativa. Hay que volver a preguntarse como defender los derechos conquistados y evitar que venga un nuevo Macrismo y destruya lo que se construye durante años.

Hay que diseñar las propuestas para la transición de los modelos hegemónicos de extractivismo, y de la concentración de la propiedad de la tierra en pocas manos y extranjeras, hacia modelos amigables con el clima, la tierra, y de productores reales. Hay que gestar la convergencia de la necesidad de la producción con valor agregado con la soberanía y seguridad alimentaria. Hay que diseñar las propuestas para que la seguridad ciudadana no signifique perder derechos frente a los negocios del control ni frente a la tentación de estados policiales. Hay que diseñar las propuestas para transformar la Justicia, derrotando esa maléfica combinación de servicios de inteligencia mas Comodoro Py. Hay que construir la igualdad de voces y de la palabra. Hay que construir el derecho al propio cuerpo y el placer. Hay que lograr que sea ley.

Y así podríamos seguir. El desafío es gigante y hermoso. La Corriente nace para aportar a esos debates y acciones. Nuevas y viejas banderas se levantan. Una recorrió la cabeza de los fundadores: Solo el pueblo salvara al pueblo.